Sunday, November 17, 2019


“La energía solar fotovoltaica ya es competitiva”

José Donoso, máximo responsable de la Unión Española Fotovoltaica (Unef), organización empresarial que agrupa al sector ligado a la energía…

By REDACCION , in Actualidad , at 27 junio, 2019

José Donoso, máximo responsable de la Unión Española Fotovoltaica (Unef), organización empresarial que agrupa al sector ligado a la energía solar fotovoltaica en el país, observa un increíble potencial en el sector. Según Donoso, la necesidad de generar energía sin emisiones es ya una realidad “sin marcha atrás” en Europa, especialmente cuando “la energía eléctrica fotovoltaica es plenamente competitiva y, de hecho, más barata” que otras.

Licenciado en economía, José Donoso es un experto en el sector de las energías renovables debido a que lleva más de 30 años desempeñando labores en este área.

Sus inicios tuvieron lugar en el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE) y en 2001 se integró en el equipo de Gamesa, entrando finalmente en el año 2012 en Unef.

Esta semana la CAV contó con la asistencia de José Donoso que acudió para explicar el enorme potencial del autoconsumo eléctrico en las empresas y en las comunidades con la nueva normativa española que ha eliminado el popular impuesto al sol, abriendo la senda del autoconsumo colectivo, por ejemplo, de comunidad de propietarios.

Según Donoso, la energía solar fotovoltaica “está entrando en una nueva era con una verdadera revolución tecnológica que ha propiciado una reducción de costes del 95% en los últimos años”. Además, el director general de Unef ha subrayado que “la tecnología solar ya es competitiva a todos los niveles, especialmente en el autoconsumo”.

Además, la riqueza energética puede medirse ahora en base a la producción solar, algo que sitúa a España en una de las primeras potencias gracias a su ubicación estratégica: “En un país con un gran recurso solar como España la energía fotovoltaica es la forma más barata de producir electricidad. No tiene mucho sentido que Alemania tenga 10 veces más capacidad fotovoltaica instalada que España”. Donoso encuentra explicación en el planteamiento erróneo de la carestía económica de la tecnología solar: “Se pensaba que era una tecnología cara, sin tener en cuenta que estaban reduciéndose sus costes y que España había logrado posicionarse a primer nivel en un sector en crecimiento como es el de las renovables y en el que el país tiene tecnología y conocimiento para poder competir a nivel mundial.

En cuanto al futuro, Donoso ha explicado que se acercan importantes inversiones en los próximos años: “tenemos empresas muy buenas para aprovechar esta nueva ola en la que las renovables, la solar fotovoltaica y la eólica, ya no son energías alternativas sino el centro de la generación a futuro. En la próxima década se prevén inversiones de, al menos, 20.000 millones en fotovoltaica. Ahora tenemos unos 5.065 MW en España, incluyendo el autoconsumo, y el objetivo del plan nacional de energía enviado a Bruselas habla de instalar 28.500 nuevos MW”.

El director general de Unef no solo ha mostrado su total convencimiento ante la competitividad del precio de la energía solar, punto que más dudas despertaba tradicionalmente, sino que también ha subrayado que será más barata: “la energía solar fotovoltaica va a suponer un abaratamiento medio de la energía eléctrica en el mercado español. Si ahora la electricidad está a un precio medio de 55 euros/MW, se pueden conseguir precios del orden de los 35 euros con fotovoltaica”.

En cuanto a la inseguridad jurídica que puede generar adentrarse en este tipo de apuestas energéticas tan novedosas por parte de empresas o particulares, Donoso ha señalado que las antiguas barreras administrativas, como el impuesto al sol, han desaparecido, dejando espacio a las novedosas leyes europeas: “tenemos una vacuna sobre cambios políticos, una especie de seguridad jurídica, y es la directiva europea aprobada el pasado año que defiende el autoconsumo energético en Europa”.

Ahora, los retos que debe afrontar la energía fotovoltaica se limitan al ámbito tecnológico: “mejorar la integración en la red y el almacenamiento, de forma que siga reduciendo costes hasta que sea competitivo. Porque hay que conseguir producir la energía con la misma previsibilidad que con las centrales tradicionales” y” lograr aumentar la productividad por hectárea”.